Chanel se lanza a la conquista del espacio en París